CIDBIMENA - Biblioteca Médica Nacional - UNAH

Bienvenido(a) a Centro de Información Sobre Desastres Y Salud
17 Sunday December 2017 @ 04:47 AM CST

Se desborda el Ulúa; Copeco declara alerta roja

POTRERILLOS, HONDURAS. Las fuertes lluvias registradas en las últimas 48 horas en el occidente y en el valle de Sula provocaron el desbordamiento del río Ulúa.

Debido a ello, la Comisión Ejecutiva para el Control de Inundaciones del Valle de Sula y la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) declararon alerta roja en los municipios de Potrerillos, San Manuel, Choloma y Puerto Cortés, en el departamento de Cortés.

De igual manera, se declaró alerta roja en El Progreso, Santa Rita y El Negrito, en el departamento de Yoro.

De acuerdo con el análisis del Servicio Meteorológico, las lluvias podrían continuar en occidente, por lo que no se descartan más inundaciones, sobre todo en comunidades ubicadas en los márgenes del Ulúa.

El informe preliminar brindado por la regional de Copeco en San Pedro Sula indica que en Potrerillos 70 familias fueron evacuadas y albergadas en la escuela Minerva debido a que se inundaron los barrios Suyapa, Cabañas, Pedregal y Morazán.

Alex Estévez, comisionado regional en la zona norte, informó que en los cuatro barrios de Potrerillos se inundaron al menos 90 viviendas.

Mientras que en el municipio de Santa Cruz de Yojoa hay 45 familias damnificadas residentes en las comunidades de San Luis y Zacatal.

Indicó que los comités de emergencia local se mantienen en alerta porque en cualquier momento se pueden inundar otros barrios o colonias que se encuentran ubicadas en las partes bajas del valle de Sula.

Según Copeco, se mantiene activado el Centro de Operaciones de Emergencia (COE), se realizan acciones de evacuación, se habilitan albergues temporales y se da atención humanitaria a las personas albergadas.

Copeco recomienda a la población mantenerse vigilante del incremento en el caudal de ríos, riachuelos o quebradas y abstenerse de cruzarlos.

Además de eso, se recomienda a las personas que viven en zonas vulnerables a inundaciones y deslizamientos mantenerse vigilantes de la estabilidad de laderas cercanas a sus viviendas.

Nueve huracanes

La temporada de invierno actual ha sido una de las más activas de los últimos tiempos.

Hasta nueve huracanes podrían formarse en los próximos cuatro meses de temporada ciclónica en el Atlántico norte, y cinco de ellos podrían ser de gran intensidad, superando los 178 km/h, según un estudio de la Universidad del Estado de Colorado (CSU).

El estudio de los expertos de la CSU confirma sus previsiones de junio con la formación de hasta 18 tormentas tropicales con nombre, tres de las cuales -Alex, Bonnie y Colin- ya se formaron entre junio y agosto.

Los científicos pronosticaron 10 ciclones para toda la estación que dura seis meses.

Alex, que se formó en junio y alcanzó la costa de México con vientos de unos 150 km/h, se convirtió en el primer huracán de la temporada en el Atlántico norte, que se desarrolla entre junio y noviembre.

El promedio histórico de tormentas tropicales por temporada es de 9.6, en tanto que el de huracanes es de 5.9 en el último siglo.

El estudio, conducido por los científicos Philip Klotzbach y William Gray de la CSU, señala que los datos reflejan una temporada de huracanes "muy activa" en 2010.

Y señala como causas de esto el desarrollo del fenómeno climático La Niña --caracterizado por un descenso de la temperatura del océano Pacífico-- y una temperatura de la superficie marítima en el Atlántico más alta que la media, lo que genera condiciones atmosféricas favorables a la formación de huracanes.


Boletín No.47.-2010
Se declara Alerta Roja en los Municipios del Valle de Sula

La Comisión Permanente de Contingencias (COPECO), informa que debido al desbordamiento del rio Ulúa en algunos sectores, y en base a los análisis de la Comisión Ejecutiva para el Control de Inundaciones del Valle de Sula, se declara ALERTA ROJA, para todos los municipios aledaños a la ribera del rio Ulúa, especialmente Potrerillos, San Manuel, Choloma y Puerto Cortes en el departamento de Cortes.
De igual manera para El Progreso, Santa Rita y El Negrito en el departamento de Yoro.

De acuerdo al análisis del Servicio Meteorológico Nacional (SMN), las lluvias podrían continuar en la zona occidental, por lo que no se descarta más inundaciones en la zona.

Para los fines de información en general a continuación se adjuntan las acciones y responsabilidades que conllevan cada una de estas alertas:

ALERTAS

INTERPRETACION / ACCIONES

 

 

ROJA

  • Nivel máximo de las alertas ejecutar todas las acciones necesarias para salvar guardar la vida de las personas.
  • Se mantiene activado el Centro de Operaciones de Emergencia (COE)
  • Se mantiene la ejecución de las acciones de evacuación
  • Se habilitan los albergues temporales necesarios para alojar a los evacuados
  • Se provee de atención humanitaria a las personas albergadas
  • Se generan los primeros datos de las evaluaciones de daños preliminares.
  • Se difunde la alerta a través de los distintos medios de comunicación pidiendo tranquilidad a la población y que atiendan las recomendaciones de los cuerpos de socorro.

Dada las condiciones, la Comisión Permanente de Contingencias, COPECO, recomienda a la población en general:

  1. En las zonas donde se produzcan lluvias y se observe incremento en el caudal de ríos, riachuelos o quebradas abstenerse de cruzarlas.
  2. A las personas que viven en zonas vulnerables a inundaciones y deslizamientos, mantenerse vigilantes del comportamiento de los cauces de ríos, arroyos y quebradas, así como de la estabilidad de laderas cercanas a su vivienda.
  • Mantenerse atentos a los comunicados que para efectos de prevención y seguridad emitan los organismos oficiales de atención de Emergencias.
  1. Determinar y priorizar la necesidad de realizar evacuación en los sitios de mayor riesgo.
  • Mantener los grupos familiares unidos y previamente organizados ante cualquier situación de emergencia.
  1. Podar árboles, en el momento en que no se experimenten lluvias o actividad eléctrica.
  2. Estar pendiente de la continuidad de las lluvias ya que se podrían producir deslizamientos e inundaciones por la saturación en los suelos.

 

Se instruye a las Oficinas Regionales de COPECO a nivel nacional proceder de inmediato a mantener un monitoreo constante de la situación en su jurisdicción e informar a la oficina central de cualquier situación anómala que se presente.

COPECO recuerda a los CODEM Y CODEL estar monitoreando y vigilancia permanente mientras dure la alerta y a la población en general estar pendiente del comportamiento de los ríos y quebradas de todo el país.

El Centro de Operaciones de Emergencia Nacional de COPECO, se mantiene activo las 24 horas para el reporte de cualquier incidencia comunicarse con la línea de emergencia 113, ò al 229-06-06 ext.113 a nivel nacional.


Lluvias causan daños en tramo de carretera CA-5

TEGUCIGALPA, HONDURAS
Las lluvias están causando severos daños a la infraestructura vial.

En el kilómetro 179 de la carretera CA-5 a la altura del desvío a Santa Cruz de Yojoa se produjo el hundimiento de aproximadamente 70 metros de la base del pavimento.

Debido a los problemas que se han generado especialmente en la circulación vehicular, la Secretaría de Obras Públicas, Transporte y Vivienda (Soptravi) cerró desde ayer el acceso de las unidades de transporte en uno de los carriles y trasladó maquinaria para poder habilitar la vía en el menor tiempo posible.

El ministro de Soptravi, Miguel Rodrigo Pastor Mejía, inspeccionó los daños que sufrió esta arteria que se encuentra parcialmente bloqueada específicamente en el sector de La Oropéndola, en el margen derecho que conduce desde San Pedro Sula hacia Tegucigalpa, por lo que solicitó a los conductores que transitan por el sector tomar las medidas de precaución para evitar accidentes en la zona.

Daños

"Son aproximadamente 70 metros de la base del pavimento, que quedó prácticamente en el aire, los que fueron socavados cuando cedió una de las alcantarillas, pero se están realizando las reparaciones correspondientes para rehabilitar la carretera en un par de días", comentó el titular de Soptravi.

El funcionario aseguró que se han tomado todas las prevenciones del caso a efecto de garantizar la seguridad en el área, señalizando los tramos en reparación e instalando las patrullas de carreteras con el apoyo de la Dirección Nacional de Tránsito, para desviar los vehículos y así evitar que se produzcan accidentes.


Lluvias inundan aldea y parten carretera

SANTA CRUZ DE YOJOA - Los ríos Blanco y El Potrero obligaron a cincuenta familias de la comunidad de San Luis Zacatales a abandonar sus casas la madrugada de ayer luego que ambos afluentes del Ulúa se desbordaran.

A eso de las 2:00 de la madrugada una vecina de la comunidad llamó a los bomberos de Santa Cruz de Yojoa, e informó que los ríos habían crecido y podrían desbordarse y pidió que alertaran al resto de la población, pero muchos no le dieron importancia a la advertencia.

José Morales Reyes, comandante de bomberos de Santa Cruz, indicó que los moradores de San Luis Zacatales no creyeron que se inundarían tan rápidamente. Indicó que ayer por la tarde el agua no había bajado su nivel por lo que continuaban amenazados.

Manifestó que no tuvieron necesidad de utilizar la iglesia y la escuela de la comunidad como albergues, pues las mismas personas buscaron refugio donde otros familiares o amigos mientras las aguas desalojan las casas.

El jefe bomberil explicó que el incremento en el caudal del Ulúa impidió que el Blanco y El Potrero desembocaran su caudal y produjo el reflujo de agua que inundó la comunidad.

CULTIVOS

Elementos del Cuerpo de Bomberos inspeccionan la comunidad de San Luis Zacatales, donde 50 viviendas resultaron inundadas por las aguas de los ríos Blanco y El Potrero.
A los daños causados por las aguas a los enseres y viviendas de los pobladores de San Luis Zacatales se agrega el daño a los cultivos de maíz y frijol que tenían los campesinos en los predios cercanos a los ríos.

Autoridades de la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) hicieron un recorrido por las zonas afectadas e informaron que a las más de doscientas personas afectadas entre niños y adultos se les brindaría apoyo.

CARRETERA
Las lluvias también ocasionaron daños en la carretera que conduce a Tegucigalpa a la altura del kilómetro 179, en la comunidad de Las Flores. La quebrada “El Miedo” socavó y partió la base de una parte del margen derecho de la vía por lo que se obstaculizó el paso.

El problema se suscitó la noche del martes después de una fuerte tormenta, por lo que la Policía de Tránsito de la zona comenzó a señalizar para que los conductores tuvieran precaución y sólo quedó habilitado el paso por una vía.

Ayer personal de la Secretaria de Obras Públicas, Transporte y Vivienda, (Soptravi) hicieron las inspecciones para realizar los trabajos de reparación que estarían concluidos en cinco días.

AFECTADOS
50 casas inundadas y 240 personas de la comunidad de San Luis Zacatales tiene en sus reportes el Cuerpo de Bomberos.
CRECIDA DEL ULUA
Alerta roja para las zonas bajas del valle

SAN PEDRO SULA - Ante la crecida del río Ulúa, la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) declaró alerta roja en las zonas bajas de Potrerillos, El Progreso, Choloma, Puerto Cortés y comenzaron a evacuar las partes más propensas a inundaciones.

El subcomisionado de Copeco, Alex Estévez, informó que ayer en horas de la tarde y noche pobladores de barrios como Cabañas, Morazán, Suyapa y Pedregal, en Potrerillos, fueron evacuados debido a la crecida del río Ulúa que había inundado parcialmente algunas viviendas.

Manifestó que sesenta familias fueron llevadas a la escuela Minerva y otras personas al kínder Elsa Gloria Ruiz y se habilitaron otros centros educativos si el problema se agudizaba.

Aún ayer las aguas que inundaron la comunidad de San Luis Zacatales no bajaban, por lo que los vecinos se mantenían en otras viviendas cercanas a espera de poder regresar.
Agregó que en el sector de Potrerillos el problema que se suscitó fue que el río Blanco sobrepasó su nivel pero el Ulúa aumentó el caudal y le impidió descargar el agua.


Filtraciones inundan colonia progreseña

EL PROGRESO - A causa de las intensas lluvias caídas en las últimas horas en el occidente del país, el río Ulúa experimentó ayer por la tarde una crecida que representa un latente peligro de inundación para las zonas bajas de El Progreso.

“De continuar los torrenciales aguaceros en el occidente, se podrían registrar grandes inundaciones en los ex campos bananeros”, informó el Cuerpo de Bomberos.

El sargento Enrique Guifarro, dijo que el agua filtrada por la compuerta y el bordo inundó alrededor de 30 viviendas en la colonia Policarpo.

Guifarro afirmó que dicha colonia siempre tiene serios problemas de inundaciones cuando crece el río, debido que el agua siempre se filtra y causa problemas a ese lugar.

Un vecino de la colonia Policarpo señaló que éste es un mal crónico de todos los años y que hasta el momento ninguna autoridad ha podido solucionar.

Relacionado con esto...